Naiara no ha tenido igual repercusión mediática

El caso de Gabriel el niño asesinado en Níjar, que ha movilizado a todo un país, con un tratamiento informativo actualmente centrado en la presunta asesina, mujer, considerada como "migrante" y "negra", ha despertado los peores instintos de determinados individuos, particulamente en las redes sociales. Estas reacciones, a las que se suman el creciente debate sobre la prisión permanente revisable vinculado a este caso, está destapando la diferencia en el trato informativo sobre otras víctimas infantiles de violencia cuando estas no son "blancas".


La pequeña Naiara. Fuente: La Vanguardia

Víctor Pool nos recuerda en redes sociales:

¿Recuerdas a la pequeña Naiara? Fue hace sólo unos meses. También tenía 8 añitos. Era negra. El asesino: un hombre blanco. Los medios de comunicación apenas se hicieron eco. En las redes sociales pasa desapercibida. En la ciudad donde vivía, Sabiñánigo, se hizo un silencio sepulcral. Es un ejemplo de cómo opera el racismo, la misoginia y la memoria selectiva para amplificar o callar según quiénes sean las víctimas y quiénes los verdugos. Y no vale con mirar para otro lado, decir que es mejor no enterarse, no saberlo, porque este es el dolor que nosotrxs nos tragamos y tu ignorancia o tu olvido no nos da ningún consuelo.

La Vanguardia: Naiara, siete horas de torturas hasta morir
El Mundo: La soledad de Naiara

[Irónicamente, nótese el tratamiento informativo que se da a esta noticia: 'presuntamente', 'no hay sentencia', 'la culpa es de la madre inmigrante', etc.]

Antoinette Torres, directora de Afroféminas nos explica que ya se están produciendo casos de acoso racista:

Hoy ha escrito una mujer a Afroféminas. Es médico en España, dominicana y es una mujer negra. Ayer al llevar a sus hijos al colegio, le han llamado asesina. Pero seguro que ese dolor y humillación no importa. Da igual que las mujeres negras sean insultadas. Cuando se dice juntas somos más fuertes ¿qué quiere decir eso? A separarse mujeres. Merecemos más!!!

Medios generalistas también se están haciendo eco de esta particularidad, Eldiario.es publica hoy dos artículos en los que analiza los motivos de la rabia en el caso de Gabriel "Cómo la raza y el género alimentan el discurso del odio cuando se produce un suceso trágico" y también: "Negra, carnicera, de izquierdas: el uso poco inocente de los adjetivos en las informaciones sobre Ana Julia Quezada".

Señalar esta cuestión se convierte en un dilema para otros medios por cuanto la ceguera puede llevar a determinadas personas a creer que se está victimizando a la presunta asesina. Una cuestión es obvia, las diferencias en el grado de indignación popular y tratamiento informativo de otros casos como el de Naiara e incluso el silencio generalizado sobre otros, llaman poderosamente la atención y ponen en entredicho los valores de la sociedad española.

Share:

3 comentarios:

  1. Me parece vergonzoso. Lo que más me llama la atención es que la gente , a día de hoy , el lo suficientemente ignorante como para no saber que un crimen o delito cometido por una persona negra , no implica al resto Dr las personas negras en el mundo .
    Seguramente habrá ataques racistas .
    La presión mediática tiene parte de culpa , nunca había visto tanta expectación por el asesinato de un niño y es una pena , esa mujer se merece que la juzguen pero al ser negra y migrante de la forma más sutil posible intentaran criminalizarlo mucho más que cualquier otro crimen .

    ResponderEliminar
  2. Creo que estáis equivocados,el odio hacia la presunta asesina de Gabriel, es que toda España vio en directo bastantes veces como besaba , abrazaba,consolaba a los padres del pobre niño y sacar partido por este tema a favor de una raza,género o religión, me parece muy poco apropiado.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Cierto es que parte del odio que genera la asesina de Gabriel, es por estar haciendo teatro durante 12 días. Pero también es verdad que los partidos políticos alimentan ese odio con fines propios.
      Naiara no interesa, básicamente porque cuando ocurrió no era época de elecciones, si no, otro cantar hubiese sido.
      Yo no la olvido, ni nunca la olvidaré y haré lo que sea para que la escoria que asesina y daña a los pequeños se quede dentro de prisión hasta el fin de sus días, sean de la etnia que sean. Para que mis hij@s y niet@s puedan vivir tranquilos.

      Eliminar

Nota importante: las opiniones expresadas en los artículos de Africanidad.com no son necesariamente las de su redacción o las de Centro Panafricano. Los comentarios están moderados y pueden tardar varios días en publicarse, sólo se publicarán si el lenguaje es respetuoso.

Relacionado